Chorivisión 3: El Tuenti

En mis vacaciones navideñas fui invitado a una fiesta de cumpleaños en una casa de Pinares de San Antón, el equivalente malagueño a La Moraleja madrileña. El garaje donde se celebraba era más grande que mi casa, el rón era Brugal y los jerseys sobre los hombros Tommy Hillfiger. Una reunión pija, sin duda, llena de jóvenes amables que charlaban sobre sus próximas vacaciones en la sierra. La conversación derivó a las fotos que habían subido a Tuenti esa misma tarde. No pude sino sorprenderme y preguntarles si lo usaban mucho -sí-, si lo tenían todos -todos-, y si lo preferían a Facebook, donde por su popularidad era más fácil que encontrasen amigos perdidos.

-Face… ¿qué? – me respondieron aturdidos.

Después de tal revelación decidí averiguar qué me estaba perdiendo. Lo primero que hay que hacer es conseguir una invitación; esta es la única manera de entrar, lo que ya desde el principio te sugiere exclusividad. Hasta hace unos meses, el primer contacto que te agregaba como amigo era Carla Goyanes, ex-novia del torero Fran Rivera. Junto a ella, pueblan la red Paquirrín, Ana Boyer, Tamara Falcó… Las redes internas también van en la línea del elitismo: destacan por su población los colegios mayores y las residencias privadas. Si Facebook sirve para encontrar a nuestros amigos Erasmus, Tuenti es para que los chicos de EADE suban sus fotos de Tarifa. Es una página pija, muy pija.

Otra cosa que destaca en comparación con Facebook son las acciones. Si en la web americana las aplicaciones no paran de crecer, y van desde apuntar las ciudades que has visitado a convertir al vampirismo a tus compañeros de trabajo, en Tuenti prácticamente sólo se puede hacer una cosa: subir fotos de tus amigos y avisarles de que salen en ellas. No hay mucho más, la posibilidad de crear eventos ha sido publicada hace poco y no he visto utilizarla a nadie. Así, la página se convierte en poco más que un Fotolog con invitación.

¿Qué hace entonces que mis amigos malagueños la usen a diario, frente a otras páginas mucho más completas? Pues que Tuenti ha conseguido, conscientemente o no, aprovechar el valor de lo local y del boca a oreja. Entrar en Tuenti significa ver a muy pocas personas, con las que puedes hacer muy pocas cosas, pero son las que te encuentras en tus bares, facultades o colegios. Amigos y amigos de amigos. Y, me repetiré una vez más, tiene el sabor de lo exclusivo. Es el equivalente internautico a la sala VIP de Pachá: el premio está en entrar.

¿Es entonces una página mala? No, porque permite a sus usuarios hacer lo que quieren hacer. ¿Que en Facebook podrían hacer lo mismo y muchas cosas más? Sin duda. Pero, como en el caso de Fotolog vs. Flickr, simplemente no les interesa. Generalizando, podríamos decir que los usuarios de Facebook buscan desarrollar actividades en la red, y los de Tuenti reflejar en ella su vida “real”. ¿Y yo qué prefiero? Hasta que Carla o Tamara no me digan varias veces al día lo “Hot” que soy, mi elección está clara.

El Algarrobico, Cháves y su puta madre

El Algarrobico es ese pedazo de hotel de 400 habitaciones que se está construyendo en el interior del Parque Natural del Cabo de Gata y a 30 metros del mar, cuando la Ley de Costas prohíbe la construcción a menos de 100. Ya habréis visto el edificio en muchos vídeos de CQC y demás.

El año pasado, Chaves prometió a los ecologistas que compraría el hotel para a continuación derribarlo. Exactamente el 5 de Mayo del 2007. Ya ha llovido desde eso y el hotel sigue en su sitio. La foto es del 24 de Noviembre de 2007:

Pues bueno, Manolito Chaves no sólo no ha cumplido lo prometido sino que va a hacer lo contrario. En el proyecto del nuevo Plan de Ordenación del parque, los terrenos pasan de “área natural de interés general”, donde está prohibido construir, a “núcleo habitado existente”. Y ya está. El hotel está habitado, estaba de antes del plan, así que no se tira, no se compra, se llena el parque de turistas y aquí no ha pasado nada.

Esto lo hace el Gobierno del PSOE, los de la SostenibilidaZ y los vídeos en flash con numeritos, y ahorra agua, y no desperdicies energía, y eres el amo de la creación y demás mierdas. Les encanta culpabilizar y concienciar a la poblacion, esos necios contaminadores. Pero cuando se les pide que apliquen la ley, miran para otro lado, se ponen nerviosos, y al final lo que hacen es cambiarla para no tener que actuar. El alcalde de Carboneras quería el hotel para generar empleo en su pueblo, y a la Junta le ha asustado que les llamen salvapájaros y ha optado por los votos de ese pueblo en vez de por los de los ecologistas.

Que os den mucho por culo, sociatas. Habrá otros bienintencionados que os voten invocando el voto útil y demás mentiras, pero a mi ya no me la coláis. ¿Siguen presentándose los Carlistas?

Chorivisión

Una semana buscando el número de usuarios del carril-bici en Sevilla para que al final ni me saquen en sección. En fin, os dejo aquí con un chorizo pseudo-periodístico que nadie ha tenido huevos de rebatirme:

“Las grandes metrópolis apuestan por las bicicletas públicas.

Desplazarse en bicicleta por el centro de las grandes capitales europeas ha dejado de ser cosa de intrépidos y/o locos hippies. Al menos, es la idea que se puede deducir de la reciente apuesta de los ayuntamientos de Roma, Barcelona y París, entre otros, por el alquiler de bicicletas públicas, lo más de lo más en ecotendencias municipales.

En realidad, tampoco es que hayan inventado la pólvora. Sistemas similares llevan años funcionando en otras ciudades aunque eso sí, a una escala mucho menor. En España la pionera fue Córdoba, que ya en el 2002 estrenó una treintena de sus Eco-Bicis (¿hay bicis que no sean “eco”?) y abrió el camino para que otras como Pamplona, Vitoria o Gijón siguieran su ejemplo. En todos estos casos estamos hablando de ciudades que no pasan de los trescientos mil habitantes y con un casco histórico rico pero reducido que las hace abarcables en un paseo. Así vistas, estas bicicletas podrían parecer la versión urbana de las que podemos alquilar en los pueblos costeros para pasear por el paseo marítimo: una simple atracción turística.

Pero las dos principales empresas concesionarias de estos servicios, ClearChannel y JCDecaux, no son los líderes mundiales de publicidad exterior por casualidad. Una vez comprobado el tirón del ecomarketing a pequeña escala no han dudado en trasplantar la experiencia a las grandes metrópolis. A cambio de la instalación y el mantenimiento del servicio, estas empresas reciben una contraprestación que puede tener dos formas: la cesión de espacios publicitarios, como los 1.628 que ha obtenido recientemente JCDecaux en París; o dinero contante y sonante, como ha acordado ClearChannel con el consistorio barcelonés, y que saldrá de los excedentes del ÁreaVerde, los nuevos aparcamientos municipales.

Desde el punto de vista de los dirigentes municipales es difícil negarse a un lavado de imagen verde en estos tiempos de Al Gore que corren, ya saben, ese Nobel de la Paz al que le gusta bombardear fábricas de medicamentos. Y más si el noble fin es que los felices contribuyentes puedan disfrutar de una red de transporte limpia, económica y muy de moda. Un mundo ideal donde todos ganan, si no fuese porque la mayoría de las ciudades ha empezado la casa por el tejado. Muchas de ellas carecen de infraestructuras adecuadas, y el civismo por parte de los automovilistas deja bastante que desear. El resultado: ciclistas inexpertos invadiendo las aceras y peatones atemorizados y/o cabreados. Pero esa es otra historia, deben pensar en las Concejalías de Transporte.

Al margen de estos aspectos negativos, el rumbo ya está marcado, y sólo es cuestión de tiempo que las grandes ciudades que aún no lo han hecho se apunten al carro. Entre las que ya lo ha hecho, y a lo grande, Sevilla. No es que necesiten motivos, pero en el 2008 los sevillanos podrán presumir de tener la mayor red de bicicletas públicas de España. Su Sevici contará con 2.500 vehículos repartidos en 250 estaciones. Completarán la apuesta del Ayuntamiento por una nueva movilidad urbana el Metro, con una primera línea prevista para septiembre del 2008, y el polémico carril bici, que algún personaje de la extrema derecha ha criticado afirmando que hubiese salido más barato “ponerle a cada ciclista un coche con chófer”. Las ultimas estimaciones calculan en 13.800 los usuarios diarios de la vía. Muy baratos tienen que estar los chóferes en Sevilla para que salgan esas cuentas.

Con números muy cercanos al Sevici anda el Bicing, el exitoso sistema implantado en Barcelona y por el que ClearChannel se embolsará 2.23 millones de euros anuales durante diez años. 1.500 bicicletas en 100 puntos de anclaje, 97.000 abonados a finales de 2007 y ambiciosos planes para ampliar la red en los próximos meses a los barrios de la periferia hablan del éxito casi sin paliativos de la iniciativa. De hecho, el boom del transporte en bicicleta ha hecho que el Ajuntament haya creído necesaria una nueva ordenanza municipal mucho más severa con los ciclistas. Desde septiembre está prohibido atar la bicicleta a árboles y semáforos, y la circulación será obligatoria por el carril bici siempre que exista. Ellos que tienen…

Pero si parece que en España son Sevilla y Barcelona las que compiten por ver quién la tiene más larga, en Europa no hay quien le tosa a los franceses en cuanto a amor propio se refiere. El proyecto parisino se llama Vélib’, lo gestiona JCDecaux para variar y sus números pasman: 20.600 bicicletas en 1.451 estaciones alejadas entre sí no más de 300 metros, taller de reparaciones flotante en el Sena, una veintena de furgonetas encargadas de recargar las estaciones vacías… Dado que desde 2001 los desplazamientos en bicicleta han aumentado un 48% en la ciudad de Amélie, todo parece indicar que Vélib’ será un éxito. Los 50.000 abonados en el primer mes también ayudan a creerlo.

Mientras tanto, en la capital de España, el alcalde Ruiz Gallardón inaugura un aparcamiento para bicicletas y al día siguiente se los encuentra ocupados por cubos de basura de su propio servicio de limpieza. Algunos pensarán que, incluso entre las ciudades, siempre hubo clases.”

Pues la verdad es que as� va a tener más uso

Nuevo, Democrático, Como lo hací­a la abuela

Vuelve a la carga el Juicio Wanninkof, y vuelve también el Jurado Popular que tantas tardes de gloria le dio. ¡Caldo? Dos tazas, plís.

Jurado

Si se repite juicio, ¿no se debería repetir jurado? Sobre todo si nos sale uno tan bueno como el que nos salió, que dice exactamente lo que todos queríamos: hay una culpable, tiene cara de mala y es bollera. Porque recordarán ustedes a la anterior culpable, Dolores Vázquez, que en los meses previos al proceso todos los medios y casas de apuestas de Internet, con el rigor ético y voluntad de servicio público que les caracteriza, daban como máxima (y única) favorita para llevarse el premio. Las razones, a saber:

– Había hecho de manera repetida y alevosa la tijera con la madre de la muerta durante doce años. Conclusión: La acusada es rencorosa, violenta y lleva el pelico corto y cano.

– Había huellas de neumáticos cerca del cadáver. Conclusión: La única explicación posible a dichas marcas es que la acusada alquilase un coche fuera de la provincia de Málaga (porque en todos los rent-a-cars de la provincia de Málaga no encontraron uno que encajase, que retorcida la jodía) para transportar y ocultar el cuerpo de la víctima. Físicamente, no hay otra explicación posible (salvo intervención divina, y aun así)

– La madre y extijeretista aseguraba estar segura de que había sido ella, y no hacía falta que se lo demostrase nadie, esas son cosas que saben las madres. Como cuando has fumado. Conclusión: Como si las dos PRUEBACAS, que digo pruebas, EVIDENCIAS anteriores no fuesen suficientes, con este tercer hecho nos topamos con El Amor de Madre. Y ay amigo del que dude del Amor de Madre.

Conclusión Conclusión : El Jurado Popular, representación democrática del Pueblo Español (esto es, analfabetos funcionales, curritos hipotecados, amas de casa teleadictas, dos concejales de urbanismo y un futbolista poco competitivo) no dudó, como tampoco les habían dejado hacerlo los periódicos y televisiones durante los meses previos:

Lesbian
LA BOLLERA-MACHO, AL TRULLO. LA OTRA, A LAS EXCLUSIVAS.

Hay veces que solo nos queda la ironía, o peor aun, el cinismo. Los miembros del jurado que emitieron la anterior condena contra Dolores Vázquez prefirieron en su mayoría creer las hipótesis infundadas que en los meses previos habían elaborado los medios de comunicación con fines sensacionalistas, antes que aplicar el sentido común y la crítica racional a unas pruebas que eran a todas luces insuficientes, como quedó demostrado, para demostrar la culpabilidad de nadie. Vergüenza y deshonra para ellos. Y lo que ningún medio dirá, en su labor de defensores del Estado Democrático de La Felicidad y La Hermandad (que viendo el acierto del anterior juicio repite sistema en el nuevo): que una representación aleatoria del pueblo español ha demostrado NO ESTAR CAPACITADA para aislarse de presiones externas y para actuar con equidad y racionalidad.

Esto, hablando de los juicios. Mejor no extrapolemos a las elecciones y las expulsiones de Gran Hermano.

Numancia no se olvida

MuzzyAlentado por las declaraciones del ex-presidente Aznar, (que por cierto, cada vez habla mejor… lo que sea eso que hable) el alcalde de Soria pide reparaciones de guerra al gobierno italiano. “Vinieron aquí con sus legiones hace más de dos mil años y, al igual que los musulmanes que invadieron España en el siglo VIII, todavía no se han dignado a pedir disculpas. ¿Por qué siempre nos tenemos que disculpar nosotros? Es completamente injusto.”

En Roma, el presidente italiano Benito Prodi se ha mostrado favorable a iniciar negociaciones que traten las reparaciones,
“siempre que sobre la mesa se ponga la cuestión de la ocupación de Sicilia y Nápoles, y el estropicio de los tercios de Flandes en Roma.” El alcalde soriano, sin embargo, ha dicho que de dichas cuestiones “ni entiendo ni quiero, y además no me consta que ningún numantino planificase o participase en dichos acontecimientos. A ver si nos centramos y dejamos de marear la perdiz”.

En una línea parecida se ha manifestado el edil de Toledo, pero por desgracia “a esos visigodos ahora no hay quien los encuentre. Nuestro gozo en un pozo.”

Numancia

Se pinchaba la niña

Acabo de ver un debate en La 2 sobre el uso terapeutico de la marihuana, y casi todo el mundo ha estado bien en sus opiniones, pero el Presidente de la Asociación de Nosequés Cannábicos estaba muy alterado. Pa mi que este tío necesita fumarse un porro.

Al mismo tiempo en Canal Sur había un debate sobre la legalización de la prostitución, y una señora francesa muy guapa decía que el Estado no era quién para decir qué podía o no podía hacer con su cuerpo, de una manera un poco tensa. Pa mi que esta mujer necesita que le echen un buen polvo.

De todas maneras, creo que en el de los “Porros Sí/Porros No” ha faltado la opinión cualificada de Toni:

Toni

Winamp Porquesí – The Arcade Fire – Crown of Love